8 feb. 2009

Mañana se estrena "Valientes" : Tres novias para tres hermanos





Empecinados en vengar la muerte de su padre, los tres galanes seducirán a las hijas de su enemigo (Arnaldo André), en la telenovela que debutará por Canal 13 a las 22. Aquí los protagonistas cuentan cómo es trabajar en un grupo que tiene, como sus personajes, historias cruzadas.




T arde calurosa en Pilar. En el mismo predio donde se grababa Amas de casa desesperadas, los protagonistas de Valientes, la tira de Pol-ka que mañana estrenará Canal 13 ­a las 22 y desde el martes, a las 21.45­ moldean sus personajes al calor de los 38° que aplastan.

Sin embargo, Luciano Castro, Julieta Díaz, Mariano Martínez, Eleonora Wexler, Gonzalo Heredia y Marcela Kloosterboer saben convertir lo agobiante en agradable calidez. Los años, coincidirán más tarde todos, les enseñaron que es fundamental forjar lazos fuertes que vayan más allá de lo laboral. Y en eso están. Y eso es lo que se adivina ,en un alto de su jornada laboral.

Así, en la casa que comparten los tres varones (las mujeres tienen la que se encuentra al lado), Castro oficia de anfitrión en su camarín, Heredia alcanza una silla, Kloosterboer prepara galletitas con queso fundido y Martínez las reparte. Wexler, en tanto, teoriza qué casa elegiría si viviese en el complejo que alguna vez fue Wisteria Lane (sí, están intactas todas las casas de colores). Y Díaz, que a la hora de las fotos fue la encargada de poner orden contando hasta tres para sonreir a la cámara, cuenta que fue gratificante reencontrarse con compañeros de años.


A los que ya se conocían, ¿qué les parece que cambiaron con los años?
Castro ¡Nos vemos canas! (le seña- la la barba a Mariano).

Martínez: (se ríe y las muestra) Más allá del chiste de las canas, el tiempo te ayuda a madurar. Antes, la falta de experiencia te llevaba a mandarte cagadas.

¿Por ejemplo?
Kloosterboer : Te metiste en una... Martínez : Lo que quiero decir es que antes, a la hora de trabajar, a lo mejor estaba muy ensimismado en mis cosas, en mis escenas.

En cambio, ahora disfruto el detrás de cámaras, disfruto de estar con mis compañeros. Además, hasta no hace mucho, si algo me salía mal me cagaba el día.

Castro : Mirá, hace once años tra- bajamos juntos con Marianito. Y sigue siendo el mismo placer. Hicimos jutos RRDT y Campeones, pero no nos vimos nunca más.

Nosotros tenemos códigos en común.

Kloosterboer: Con el último que trabajé fue con Mariano. El año pasado hicimos Closer en el teatro, así que tengo muy fresca su forma de trabajo. Y es muy lindo lo que dice. Yo siempre fui más relajada para lo laboral.

Martínez: Sí, es verdad. Pero yo lo aprendí diez años después.

Castro: Betiana Blum, Arnado An- dré, Oscar Alegre, Alejo García Pintos, Marita Ballesteros, todos estamos comprometidos por lo mismo. Pero seguro que los que estamos acá ­léase los actores de esta tapa­ antes sentíamos las responsabilidades de diferente manera. No es que ahora no te importa




hacer bien o mal tu trabajo, pero nos importa mucho cuidar la parte humana. Por lo menos nosotros tres (señala a los varones), que vivimos acá, y sumalo a Oscarcito , que también tiene su camarín en esta casa, hablamos de nuestras vidas todo el tiempo. Bueno, ellos son mucho más responsables que yo...

Wexler: No te hagás el probrecito... Castro: No, en serio. La cosa es que cuando no trabajamos hablamos de cualquier otra cosa.

"Es que ya había trabajado con Luciano, con Mariano y hasta con Betiana Blum", dice la morocha. Y se explaya: "Con Mariano trabajamos mucho en Campeones, donde además teníamos escenas amorosas. Por ahora tuve una sola escena con él, así que es rarísimo.

Con Luciano, que en aquella misma tira hacía de mi hermano, tenemos muy buena onda, él es muy divertido, muy espontáneo. Y con Betiana, que una vez más hace de mi mamá (como en Campeones), más de una vez, a lo largo de los años, nos hemos encontrado para ir al teatro o a comer".

Aunque apenas las había cruzado un par de veces, Díaz también tiene palabras elogiosas para con sus colegas femeninas. "A Eleonora la admiro mucho. Es una dulce y muy buena compañera. Es increíble que siempre está de buen humor. A Marcela me la crucé en Ilusiones, pero no teníamos escenas juntas. En esta historia nos vamos a encontrar con mejor onda, en otro tipo de situaciones, más adelante. Así que voy a poder ir conociéndola mejor".


Julieta es la encargada del grupo de organizar las fotos. ¿Quién más tiene un rol especial en el grupo? Wexler: Luciano es el gracioso... Castro: Es mentira. Soy todo lo con- trario. Me encanta el grupo, eso sí es cierto. Pero soy el más pesimista de todos, te lo puedo asegurar. Creo que tomo esa actitud para contrarrestrar...

¿Y vos, Gonzalo?
Todos : ¿Te caemos bien? (risas). Heredia: Los chicos me recibieron genial. Sólo había trabajado con Mariano en Una familia especial, hace mil años. En cambio, sí conocía a muchos de los técnicos.

No sé si soy tan buen actor como para hacer una escena así (hace un chasquido con los dedos), y que me salga de puta madre. Necesito conocer a la persona más que al actor. Imaginate las primeras escenas que hicimos acá, donde los hermanos nos volvíamos a encontrar después de años y había una carga emocional enorme. No podés hacerla si no cruzaste algunas palabras antes.


¿Y qué hicieron ustedes?
Heredia: Hablamos muchísimo de nosotros, nos contamos algunas cosas, sino es muy difícil.

Kloosterboer: Yo creo que hay que generar un vínculo desde el primer día. O al menos intentarlo. A veces es raro. Pero acá, por suerte se dio.

Martínez: Es que todos queremos tirar para el mismo lado. Reconozco que es una frase hecha. Pero acá es así.

0 comentarios: